jueves, 4 de agosto de 2022

KEVIN LÓPEZ YERGA


Hace unos días, Kevin decidió apagar la llama de sus pies. Sí, Kevin López Yerga (12 de junio 1990) anunció que se retiraba, que dejaba el atletismo de alto nivel. Lo hace dejando atrás una innumerable lista de grandes momentos del atletismo español. Se va acompañado por el apoyo y el agradecimiento de una legión de seguidores, de amantes del atletismo que han sabido apreciar su forma de ser, su forma de estar, tanto en la pista como fuera de ella. Sin lugar a dudas, el atleta sevillano ha formado parte de una etapa histórica del 800 en nuestro país. Podemos decir que sus pies calientes han dejado huella para que muchos otros estén ahora siguiendo sus pasos, ya sea para tratar de emularle, ya para mejorar lo conseguido por nuestro protagonista. Hace casi once años que pude entrevistar a Kevin por primera vez. Aquí la entrevista > https://misatletas.blogspot.com/2011/11/kevin-lopez-yerga.html . Desde aquella ocasión siempre estuvo dispuesto a lo que le propusiese. Jamás olvidaré cuando Álex Calabuig me pidió que le hiciera una entrevista por teléfono (lo mío es la tecla) tras batir el récord de España en Mónaco. Tenía que ser ¡ya!, pero era la hora de la siesta. Y yo, en casa, hiperventilando, esperando un poco para ver si no la cagaba ... Y sí, le desperté de la siesta. Sólo quiero aprovechar estas líneas para darle las gracias por lo que nos ha aportado y para felicitarle por su magnífica carrera deportiva. 


Sus marcas personales
Aire Libre 
800m.- 1:43.74 (Mónaco 20 julio 2012)
1500m.- 3:34.83 (Lausanne 5 julio 2019)

Pista Cubierta
800m.- 1:45.69 (Estocolmo 6 febrero 2014)
1500m.- 3:38.83 (Sabadell 8 febrero 2022)

Pies calientes ha dicho adiós. Parece ser que meditado y pensado. ¿Cuánto? Dices que ha estado una semana meditándolo, pero parece que esto venía desde un poco más lejos. ¿Cómo ha sido el proceso desde que surge la primera duda, la primera incertidumbre, ese “nervio” con competitivo hasta que decides empezar a teclear para escribir tu carta de despedida?

Tenía decidido que sería esta temporada. No quería retirarme lesionado y, después de recuperarme de la pubalgia, hacer una temporada más.

La cubierta fue bastante bien, sin poder ponerme realmente en forma. Eso me hizo que pudiera seguir enganchando buenos entrenamientos y llegar muy bien a este aire libre. Pero, más allá de lo físico, no estaba a gusto compitiendo en pruebas donde ya vas con cierta presión, con exigencia y todo lo que ello conlleva. A principio de junio decidí que así no me gustaba, no disfrutaba y,, por lo tanto, no tenía sentido seguir alargando nada. Lo medité durante un tiempo. Medité si dejar la temporada en ese punto o “aguantar” un par de competiciones más, hasta competir el Nacional y listo. Pero no encontré el por qué ni la necesidad de hacerlo, ya estaba satisfecho y cerré el telón.

Desde el primer momento han surgido mensajes de apoyo, de cariño, de valoración de tu carrera y tu persona. ¿Qué sientes cuando lees los, imagino, cientos de mensajes que has recibido durante estos días?

Me siento muy feliz. Siempre he dicho que, más allá de los resultados, lo que queda de ti es tu persona, las amistades y las vivencias. Me hace muy feliz ver que muchas personas tienen buenos recuerdos míos, más allá de un campeonato o una marca hecha en una competición. El atletismo es un lugar genial y hay que seguir manteniendo ese ambiente que lo hace tan especial, por encima de la rivalidad y la exigencia de la competición.

¿Has tenido la misma percepción durante tu carrera deportiva? La de sentirte querido, apoyado …

SÍ, mucho. Siempre me he sentido apoyado, tanto en las buenas como en las malas.

¿Qué dejas atrás al quitar los clavos a las zapatillas?

Dejo atrás una etapa increíble, inigualable y que me ha marcado tanto como para condicionarme y marcar mi personalidad.

Siempre has sido de pies y mente calientes, nunca te has estado quieto. Imagino que te tomarás un respiro. ¿Y después qué?

Después toca abrirse camino en la vida “real”. Mi preocupación principal de aquí a dos años será terminar mi carrera universitaria, tanto por tener una mejor formación como por orgullo. La comencé hace tiempo y lleva mucho parada, ya es hora de acabarla. Mientras tanto, seguiré haciendo de entrenador online y abriré algunos grupos de entrenamiento presenciales. Tengo muchas iniciativas dentro del deporte que me gustaría poner en práctica. Intentaré sacarlas adelante y ver si realmente me llena seguir vinculado de forma tan directa al deporte, como seria ser entrenador o parte del equipo de algún atleta.

Llevas tiempo entrenando a corredores de diversos niveles. ¿Por pura afición? ¿Te ves dedicándote a ello en el futuro más cercano?

No lo sé. Hasta ahora lo he hecho un poco por hobby. Ahora abriré más el abanico de servicios y aceptaré entrenar a más atletas. Para dedicarme a ser entrenador en un futuro no podría ser de cualquier forma. Para hacer del deporte mi trabajo, en este caso como entrenador, tiene ser que siendo profesional, cosa complicada en España. Si lo hago, es para hacerlo bien, teniendo los cinco sentidos puestos en ello. No me gustan las medias tintas. Quiero dar lo que tengo y eso solo se puede hacer teniendo dedicación completa. Tener otro trabajo o tener a un grupo grande de populares para poder financiarte y dedicarte a entrenar a profesionales, no creo que sea lo más recomendable para darle a un atleta profesional lo que se merece. Si entreno a profesionales es para darle todo lo que esté en mi mano y eso requiere mucho más tiempo del que pasas en la pista con él, que no es poco.  

 ¿Y qué hay de tu carrera de fisioterapia? ¿Cómo lo ves?

La veo acabada en dos años, o eso espero. En abril ya me volví a matricular y en septiembre empezaré con las clases. Es una profesión que me atrae, mucho más allá de la vinculación con el deporte.

Vosotros estáis acostumbrados al trabajo duro, básicamente, entrenar, comer, descansar y vuelta a la faena. ¿Crees que echarás de menos lo que suponía ser profesional del atletismo?

Echaré muchas cosas en falta, por supuesto. La dedicación completa que tenemos, eso creo que no. Condiciona mucho. Aunque no seas tan estricto y te salgas del guion de lo recomendable a veces, tu mente siempre está pensando en entrenar, objetivos, campeonatos. Me he considerado un atleta que desconectaba bastante del atletismo en mi día a día, porque lo veía necesario y recomendable, pero aun así, es algo que termina cansando. A veces apetece tener un trabajo en el que salgas por la puerta de él y ya no tengas que pensar más hasta el día siguiente.

 ¿Te ves preparado para afrontar “la vida real”?

Considero que sí. Poniéndole ganas y gustándote lo que haces, creo que puedes ser bueno en lo que te propongas. Nunca he temido que llegara el día de tener que dejar mi profesión como atleta y buscarme otra.

En todos estos años al máximo nivel has podido contar con apoyos y patrocinios fundamentales en tu carrera. Sin embargo, ese no es el caso de la mayoría de atletas de nivel. ¿Has visto bien estructurado el atletismo en España para que los mejores atletas puedan ser profesionales al 100%? ¿Qué echas o has echado en falta?

No, creo que la estructura para nada es la mejor para sacar y darle soporte atletas profesionales. No creo que sea por falta de recurso de las entidades públicas o responsables del deporte, atletismo en este caso. Mas bien por no emplear ese dinero a lo que realmente es importante. Con el tiempo, he entendido que es mucho más importante que el dinero de esas instituciones sea parar brindarle las mejores condiciones al atleta para que saque su máximo rendimiento. Y si de verdad tiene cualidades, que las saque a relucir, poniéndole todo a su alcance. Un equipo que lo lleve a exprimirse, entrenador (profesional, pagado y estando a lo que tiene que estar), fisio, médicos y demás profesionales que den asistencia al entrenador. Si alguien con cualidades para llegar a la elite tiene esto detrás, muy mal se tiene que dar para que no llegue. Una vez llegue, no tendrá problemas para ser profesional, tener sus patrocinadores privados y su remuneración económica para poder dedicarse en cuerpo y alma al deporte.


¿Nos contarías tres momentos “mágicos” de tu carrera deportiva?

Récord de España. Plata de Göteborg 2013. Campeonato de España de 2020.

 ¿Y tres momentos “cagadas” de ella?

Hay muchos más de tres, pero que se pueden resumir en una. Cada vez que el cuerpo me avisó y yo seguí sin hacerle caso. ¿Resultado? Lesión. Hasta el último momento siempre acabé pecando de lo mismo. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario