lunes, 30 de septiembre de 2013

Mauri Castillo


Mauri Surel Castillo Yera
Natural de Ciego de Ávila, Cuba
Nacido el 19 de octubre de 1984
Especialidad: 800m. y 1.500m. 
Club: Playas de Castellón
Entrenador: Francisco Gil Torres

Mejores Marcas Personales
800m. a.l.: 1´44´´89 (Huelva, 22/06/2012)
800m. p.c.: 1´47´´85 (Gante, 18/02/2012)
1.500m. a.l.: 3´35´´03 (Huelva, 7/06/2012)
1.500m. p.c.: 3´43´´06 (Antequera, 19/01/2013)
3.000m. a.l.: 7´58´´3 (La Habana, 20/06/2009)
3.000m. p.c.: 8´17´´10 (Antequera, 7/01/2012)
5.000m.: 14´08´´3 (Santa Clara, 16/05/2008)
Media Maratón: 1h07´50´´ (La Habana, 28/01/2008)

Historial

6º en 1.500m. Mitin Iberoamericano de Huelva 2013
2º en 800m. en el Meeting de Sotteville 2013
1º en 1.500m. Copa de Europa de Clubes.- Vila Real 2013
2º en 800m. Copa de Europa de Clubes.- Vila Real 2013
14º Campeonato de España Cross Corto por clubes.- Oropesa 2013
6º en 800m. en el Mitin de Madrid 2012
1º en 1.500m. Copa de Europa de Clubes.- Vila Real 2012
3º en 1.500m. Mitin Iberoamericano de Huelva 2012
1º en 800m. Copa de Europa de Clubes.- Vila Real 2012
5º en 1.500m. Mitin Iberoamericano de Huelva 2011
1º en 1.500m. en el Torneo Ibérico.- Lisboa 2011
6º Campeoanto de España Cross Corto por clubes.- Punta Umbría 2011
7º Campeonato Iberoamericano de 1.500m.- San Fernando 2010
Subcampeón Campeonato Centro América y Caribe de 1.500m.- La Habana 2009
3º Campeonato Centro América y Caribe de 1.500m.- Cali 2008
8º Campeonato Centro América y Caribe de 800m.- Cali 2008
10º en los Juegos Panamericanos en 1.500m.- Río de Janeiro 2007
3º Campeonato Centro América y Caribe de 1.500m.- Cartagena, Colombia 2006
3º Campeonato Centro América y Caribe de 800m.- Cartagena, Colombia 2006
Campeón de Centro América y Caribe de 1.500m.- Nassau 2005
Campeón Panamericano júnior de 1.500m.- Bridgetown 2003
3º Campeonato Panamericano de 5.000m.- Bridgetown 2003


En estas semanas es muy habitual oír hablar de agujetas y dolores entre tus compañeros. Son algunos de los efectos colaterales de los primeros compases de cada temporada. ¿Cómo vas tú de agujetas, dolores y quejidos?

De momento, este año el tema de las agujetas lo estoy sobrellevando. Cuesta levantarse cada mañana y salir a rodar con las agujetas causadas por el entrenamiento del día anterior, pero bueno, son ya muchas temporadas sintiéndolas, así que más o menos estoy adaptado a sentirlas. 




¿Cuándo han dado comienzo tus entrenamientos?

Comencé a mediados de agosto, rodando día si, día no.

¿Cuándo lo pasas peor, en esta fase de la temporada o en las semanas de más carga e intensidad?

En esta fase, pues las agujetas, para mí, son peores a los dolores por sobrecarga que aparecen en la etapa competitiva.

¿En qué momento comienzas a darte cuenta de que lo peor ya ha pasado y “disfrutas” de los entrenos?

Cuando empezamos con las series y los ejercicios de pesas normales. En ese momento, ir a entrenar es un placer, aunque muchas veces vuelves de entrenar destrozado, pero ya sabes que el objetivo está cerca. 

Imagino que esta temporada que en breve comienza será especial para ti. Ha nacido la Escuela de Atletismo Mauri Castillo. ¿En qué momento se comenzó a gestar lo que hoy ya es una realidad?

Creo que la ilusión de crear una Escuela de Atletismo la llevamos la gran mayoría de los que practicamos este deporte. Eso sí, son muy pocos los que llegan a conseguirlo. Yo tengo la suerte de tener a mi lado a una persona que también le encanta este mundo y fue ella la que dio el primer paso, allá por febrero, para que esto fuera posible. Juntos, ella como directora, yo como entrenador, compartimos vida dentro y también fuera de la escuela.




¿A quiénes va dirigida la escuela que lleva tu nombre?

En la escuela podemos encontrar tres secciones distintas, dirigida cada una a un colectivo especifico:

ü  Atletismo de Iniciación: Tratará de formar atletas de base, con conocimientos básicos en todas las pruebas de atletismo, desde los lanzamientos hasta las carreras, pasando por los saltos, desde una visión dinámica, divertida y entretenida.
ü  Atletismo de Competición: Creada para aquellos atletas que ya han practicado atletismo anteriormente y que quieren sacar lo mejor de sí mismo especializándose en medio-fondo y fondo.
ü  Atletismo Saludable: Dedicada a los adultos que necesitan un entrenamiento 100% personalizado para conseguir su objetivo, sea cual sea.

¿Ha tenido buena acogida la misma?

Por suerte sí. Yo con mis entrenamientos no tengo mucha disponibilidad, así que el objetivo era tener dos grupos de, más o menos, 8-10 niñ@s, y lo hemos conseguido.  

¿Cuáles son los distintos objetivos con que nace esta interesante iniciativa?

Nuestro objetivo fundamental es fomentar el atletismo entre los más pequeños, dárselo a conocer, pues hoy en día es un deporte que está en decadencia pero que, sin embargo, cuando los pequeños lo prueban les gusta.

¿Resulta fácil atraer la atención de nuevos chavales?

Para los más pequeños sí es fácil porque, como el atletismo, a esa edad, se transmite en forma de juegos a ellos les entretiene mucho y les gusta. Es más difícil atraer a los adolescentes, pero aún así se puede conseguir. Nosotros hemos conseguido un grupo de 8 adolescente en nuestra escuela, con una media de edad de 16 años y todos están encantados con los entrenamientos.

¿Qué suelen buscar cuando acuden a la escuela a preguntar?

Buscan atletismo. En Sevilla no hay muchas escuelas formadas. Es más, las escuelas que estamos en la provincia nos conocemos todas. Nos han llegado vari@s niñ@s diciendo que llevaban 2 años buscando una escuela y no la habían encontrado hasta ahora.




Tú te formaste deportiva y académicamente en Cuba. En los años que llevas en España, ¿has notado diferencias notables entre la aplicación práctica de los conocimientos académicos de tu país y los de España?

Si, son diferentes métodos de entrenamiento. Cada país se adapta a las condiciones y medios que tiene. Decir diferencias entre ambos países, para mí, es complicado, pues en Cuba era un verdadero fondista y aquí soy mediofondista, por lo que en cada país el tipo de entrenamiento que he llevado es diferente desde el primer instante, pero esto no es debido a la aplicación práctica de los conocimientos, sino a la modalidad a la que me dedico. No obstante, se que el método es muy distinto, empezando porque en España no se obliga a nadie a practicar una modalidad que no quiere…

¿Son muy diferentes las concepciones que hay en ambos países sobre el deporte base y el de alto rendimiento?

En España podemos decir que deporte base no existe, según mi visión. En Cuba se fomenta desde los 9 años, cuando los menores van a escuelas internas para desarrollar sus aspiraciones deportivas.

El deporte de alto rendimiento en Cuba está muy organizado. Todos los deportistas, sea cual sea su modalidad, conviven juntos en un centro todo el año y comparten instalaciones. En España, el deporte está más descentralizado. Por ejemplo, en atletismo, cada atleta vive en su ciudad y entrena con su entrenador. Aquí no existe la cohesión de los atletas como en Cuba, donde todos estamos juntos casi los 365 días del año.

Ya que mencionamos Cuba, remontémonos a unos años atrás. En 2010 se celebró el Campeonato Iberoamericano de Atletismo en San Fernando. Tú acudiste formando parte del equipo … pero no volviste allá. ¿Tenías pensado dejar la concentración del equipo antes de partir de Cuba?

Si, durante un tiempo me estuve dando cuenta de que en Cuba, como atleta, mi progresión se estaba estancando, así que, tras saber que varios compañeros se habían quedado en otros lugares años anteriores, tenía pensado quedarme en cualquier lugar, donde fuera. Tuve la suerte de que la competición fue en España, donde el idioma es el mismo y la gente muy hospitalaria.




Cuéntanos cómo transcurrió todo hasta que te sentiste “en tierra segura”.

Los primeros días traté de ponerme en contacto con una compañera de Waterpolo que se había quedado años anteriores en Sevilla y fue la que me acogió en su casa. Desde entonces todo fue muy fácil.

¿Se viven con ciertas incertidumbres esas primeras semanas alejado de casa y con poca gente a la que poder acudir?

La verdad es que yo tenía mi idea muy clara, vine decidido a quedarme y sabía que no podía regresar. Echas de menos a tu familia, por supuesto, pero yo, desde los 16 años, cuando entré en el equipo nacional, veía sólo 2 veces al año a mi familia, así que en esos primeros momentos no noté mucho cambio, era como si siguiera estando en Cuba. Ahora, tras más de 3 años los recuerdo todos los días y los llamo cada semana, cosa que en Cuba no hacía.

¿Cómo te manejaste hasta llegar a formar parte del grupo de Francisco Gil, en Sevilla?

Antes de venir, en 2004, conocí a Antonio Lagares, de obstáculos, y me aconsejó que fuera a entrenar con Paco. Dos o tres días después de quedarme ya estaba entrenando con ellos.

En cada competición atlética resulta inevitable, cuando llegan a las pruebas de mediofondo, hablar de “Los chicos de Paco”. ¿Cómo es convivir en los entrenamientos con un grupo tan fabuloso de mediofondistas?

Es un orgullo porque pocos grupos en el mundo cuentan con 4 atletas por debajo de 1:46 en el 800m. (Kevin, Luis, Alejandro y yo) y con 3 atletas por debajo de 3:40 en el 1500ml (Kevin, Luis y yo).




¿Quiénes suelen ser los más “picones” y los más “sosegados”?

En nuestro grupo no nos picamos. En cada entrenamiento de series nos las repartimos para tirar cada uno una. Si no lo hiciéramos así, sería imposible terminar estos entrenamientos tan duros.

Aunque llevas relativamente poco tiempo en España, sí que eres un atleta muy querido por estos lares. ¿Cómo te sientes compitiendo a lo largo y ancho de nuestro país?

La verdad es que me siento súper cómodo. España me ha dado todo lo que necesitaba en cada momento. El hacer tantas carreras populares me ha hecho estar más en contacto con la gente de a pie, que no conocen el atletismo de élite, pero sí les encanta estas carreras. Tengo que decir que cada vez que voy a correr una de estas pruebas, sobre todo en mi provincia, Sevilla, la gente me transmiten su cercanía y apoyo.




Sin embargo, temporada tras temporada, vas viendo que compañeros tuyos de cada día, así como atletas cubanos con menor nivel que tú, acuden a las competiciones internacionales más importantes… y tú te tienes que quedar en casa. ¿Cómo llevas eso de vivir en una especie de “limbo atético”?

Cuesta, cuesta mucho. He visto los Juegos Olímpicos desde el sofá de mi casa, cuando tenía mínima A en dos pruebas y también he tenido que ver el pasado mundial de Moscú desde el mismo lugar con mínima A en el 800 y con la posibilidad de haberla hecho en el 1500…

¿Tienes una idea de cuánto puede faltar para que adquieras la nacionalidad española con pleno derecho a competir en eventos internacionales?

Ni idea. Lleva presentada desde el pasado mes de enero y a día de hoy no tengo ninguna respuesta.

En breve (el próximo 19 de octubre) cumplirás 29 años. Desde joven sacaste a relucir tu talento corriendo, no en vano aún ostentas las plusmarcas cubanas absolutas de 1.500m. y 3.000m., así como las júniors de 5.000m. y media maratón. ¿Cómo acabaste especializándote en las distancias de 800m. y 1.500m?

Nunca quise entrenar para fondo. Sabía que yo tenía potencial para el 800 y 1500, pero en Cuba, como he dicho antes, las cosas son distintas, y a mí me exigieron correr 5.000, aun sabiendo mi potencial y mis ganas por entrenar 800. 




¿Qué objetivos te marcas para el futuro más cercano y a medio plazo?

Poder competir internacionalmente con algún país. Si España no me da la posibilidad pronto, me tendré que marchar. Tengo ya cierta edad, pero sé que me quedan varios años compitiendo a buen nivel. Mi meta está en poder competir en los Juegos Olímpicos de Rio de Janeiro.

¿Cómo imaginas tu futuro a más largo plazo, cuando ya no acudas a las pistas con un dorsal en el pecho?

Espero que mi escuela siga adelante. Mi futuro está ahí. Me encantaría poder transmitirle a los jóvenes atletas todo lo que yo he aprendido de este maravilloso deporte.

La sociedad en general y el atletismo en particular no pasan por su mejor momento. ¿Crees que ha llegado el momento para que los atletas os reinventéis o se reinventen?¿De qué manera?

Está claro que esto no puede seguir así. Si un país quiere tener atletas de nivel internacional tiene que apostar por ellos y ofrecerles todo su apoyo.

Hoy día, entre mis compañeros de profesión en España, se siente su descontento fácilmente. Llevan varios años bajándoles las becas y cada día les cuesta más dedicarse por completo a esta actividad. Entre otras, ésta fue la razón por la que nació mi escuela. Yo sólo tengo el apoyo económico de mi club de atletismo, Playas de Castellón, así que para salir adelante necesitaba otra fuente. Yo me reinventé de esta manera.





Jesús Francisco Aguilera Moreno

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada